martes, 13 de junio de 2017

Swimrun La Baells

Swimrun La Baells - Fotografía de Sergi Colomé
 Fotografía de Sergi Colomé

La Swimrun La Baells se trata de la primera swimrun de montaña del país que ha disputado su primera edición en el Berguedà en un fin de semana en el que acompañó el buen tiempo y los participantes disfrutaron de un recorrido que les sorprendió por su belleza y exigencia: el de una swimrun de carácter diferente, una swimtrail de 22 kilómetros y 935m de desnivel positivo en un circuito que combinaba tramos de auténtico trail running con natación. El catalán Santi Pellejero cumplió con su papel de favorito y fue el primero en cruzar la línea de meta situada en Vilada con un tiempo de 2:56:13 imponiéndose en categoría individual masculina. 

La prueba arrancó a las 9h de la mañana del sábado desde la zona deportiva de Vilada (Berguedà) y llevó a los participantes por un recorrido que contaba con cinco tramos de tierra y cuatro acuáticos para un total de 19km corriendo y 3 nadando. La cita se presentaba como una swimrun de montaña, una swimtrail, alejándose del mar y descubriendo algunos de los rincones más especiales del Berguedà: el embalse de La Baells y la Serra del Picancel que sorprendieron, entusiasmaron y exigieron a los participantes. “He competido en unas siete pruebas de swimrun y la verdad es que es una de las carreras donde he encontrado más exigencia técnica pero disfruté muchísimo del recorrido. Estaba muy bien marcado y me encantó. El swimrun es un deporte que está creciendo mucho y que dará que hablar porque puede gustar tanto a triatletas como a nadadores o corredores y te permite estar en contacto permanente con la naturaleza”, decía Pellejero al cruzar la meta. En la prueba se podía competir individualmente o en pareja. Así, en La Baells participaron deportistas de hasta cinco categorías diferentes: individual y parejas masculinas y femeninas, así como mixtas.



Swimrun La Baells - Fotografía de Sergi Colomé
  Fotografía de Sergi Colomé


Los participantes nadaron hasta el Molí del Cavaller, cruzaron corriendo el Pont de Pedret, caminaron por la presa de La Baells y se sumergieron hasta cuatro veces en las aguas de un embalse que estaba al 100% de su capacidad y a 17 grados de temperatura. El swimrun es una de las modalidades deportivas más jóvenes que nació en Suecia en el 2006, en la que se enlazan tramos de natación y de running en una carrera sin transiciones ni interrupciones pero en La Baells se vio una prueba con un carácter diferente: con la montaña de la Serra del Picancel y el desnivel como protagonista. Una swimtrail con un recorrido que sorprendió y tuvo buena acogida entre los participantes y en la que el trabajo de los más de 80 voluntarios, repartidos por tierra y agua, fue vital para que los corredores se sintieran acompañados en todo momento.
 

Swimrun La Baells - Fotografía de Sergi Colomé
 Fotografía de Sergi Colomé

El balance es positivo. Era la primera edición de la Swimrun La Baells, una prueba diferente, que no sólo mezcla el nadar y el correr sino que tiene a la montaña como protagonista. La idea era crear una prueba de swimrun pero con desnivel, una swimtrail, y el feedback por parte de los participantes ha sido muy bueno, han disfrutado mucho del recorrido. Es un deporte todavía joven, que ha de crecer, y nuestro objetivo es que, año a año, la prueba también lo haga y cada vez cuente con más corredores
Roger Casas, de Pangea Attitude


Clasificación Individual Masculina
  1. Santi Pellejero - 2:56:13
  2. Francesca Sala - 3:10:18
  3. Robert Mayoral  - 3:12:12
  4. Toni Casals - 3:16:49
  5. Ramon Roqueta - 3:22:57

Clasificación Individual Femenina
  1. Montse Romaní - 4:22:33

Clasificación Pareja Masculina
  1. Cristina Riba - Maria Jesus Santos
  2. Marian Garcia - Marina Obradors

Clasificación Pareja Masculina
  1. Xavier Garcia - Jordi Agramunt
  2. Ferran Ribó - Lluís Montades
  3. Jose Palma - Carlos Santasusana

Clasificación Pareja Mixta
  1. Lluís Bartoló - Elena Beltran
  2. Silvia Montserrat - Sergi Marzo
  3. David Alvarez - Mònica López



Así, Vilada, el embalse de La Baells y la Serra del Picancel despiden esta primera edición de una prueba que ha arrancado con ilusión, entusiasmando a sus participantes y que tiene ganas de seguir creciendo en un entorno, el Berguedà, perfecto para disfrutar de una swimrun de montaña.